¿Cómo disminuir el yihadismo en Europa?

El título no implica que no haya que considerar las causas en otros países, pero, a los efectos de la nueva legislación que se va a aprobar en breve, es necesario aclarar cuáles son las causas que llevan a determinados individuos a unirse a la Jihad en sociedades libres, en las que se puede actuar como cada uno considere conveniente. En una serie de posts, vamos a examinar los artículos publicados al respecto por el Real Instituto Elcano.

Lo primero que nos puede parecer es que los atentados de París han sido cometidos por terroristas de entidades enfrentadas por la supremacía del terror: Al-Qaeda e ISIS (mejor llamarles DAESH que no les gusta). Ambas comparten la misma ideología: el salafismo yihadista, así como los fines, pero difieren en tácticas y en la secuencia temporal. Sin embargo, precisamente por esta unidad ideológica y fines es posible que en un período de tiempo no muy largo acaben cooperando, algo que ya descuentan bastantes expertos en contraterrorismo al estudiar este fenómeno.

En segundo lugar, el problema a que Europa se enfrenta es particularmente que no todos los países están amenazados de igual forma. No sólo las poblaciones musulmanas no son iguales en número (si consideramos porcentajes de extremistas sobre el total de los musulmanes que habitan un país, a más población musulmana habrá más extremistas). En aquellos países donde hay más musulmanes de segunda y tercera generación (o sea, que o bien sus padres o sus abuelos fueron inmigrantes en Europa), es donde hay un mayor peligro de radicalización por la pérdida de identidad: estos musulmanes no se sienten identificados ni con el país de donde provienen sus antepasados, ni con Europa. Ven a los yihadistas como aquellos que atacan a los países donde ellos no se han adaptado. Sería un problema más de adaptación social que de integración, algo a tener en cuenta a los efectos de las políticas contra el yihadismo en territorio europeo.

Ahora bien, para actuar en las sociedades occidentales, no es preciso que viajen a países en conflicto: un estudio empírico realizado por el Real Instituto Elcano mostraba que una tercera parte de los condenados por activos relacionados con terrorismo yihadista entre 1996 y 2012, recibieron algún tipo de entrenamiento. Pero más de la mitad de ellos no salieron de España para ello.

La crítica desde mi punto de vista se basaría en dos puntos:

a) el extremismo islámico no es sólo una cuestión de terrorismo, aunque sea lo más urgente. Pero hay también imanes que predican la yihad o que las mujeres deben llevar velo, por poner dos ejemplos, que son tan peligrosos como los terrorismos porque dan un fundamento moral e ideológico a todos sus actos.

b) es cierto que no es necesario que viajen a países extranjeros para recibir entrenamiento militar. Pero no creo que el contacto con personajes que degüellan en vivo y en directo no les haga más peligrosos que un entrenamiento en Gredos, por poner el primer sitio que se me vino a la mente. Por mucho que ser vea algo en vídeo, no creo que sea lo mismo verlo y estar en el mismo lugar que quien lo hace.

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Política, Reflexiones, Religión y etiquetada , , , , , , . Guarda el enlace permanente.

Una respuesta a ¿Cómo disminuir el yihadismo en Europa?

  1. Pingback: El Derecho penal del enemigo en la lucha contra el yihadismo | Sobre los que toman las riendas del gobierno

Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s